Archivo de la categoría: Curiosidades

Los postes de gol en el Fútbol Americano y sus cambios a través de los años

En el Fútbol Americano, la ubicación de los postes de gol ha sido modificada varias veces a lo largo de la historia. De igual manera, su forma también ha sufrido cambios.

Originalmente los postes estaban ubicados al final de la zona de anotación, tanto en los partidos profesionales como en los colegiales.

En 1933, la NFL reubicó dichos postes a la línea de anotación. Un problema apareció: los pases y los despejes desde la zona de anotación tenían que evitar golpear los postes, por lo que la ofensiva tenía la opción de colocar el ovoide hasta cinco yardas fuera de la marca de hash sin penalización, si los postes de gol interferían con su patada u otra jugada.

De tal forma, en 1967 surgió una importante modificación: la NFL dejó atrás los postes en forma de “H” y reglamentó un nuevo diseño (ideado por Joel Rottman), mismo que asemejaba un tenedor. Los nuevos postes de gol debían colocarse alrededor de una yarda dentro de la zona final, con un puntal sobre el que se extendería una barra horizontal paralela a la linea de anotación. Esta estructura debía pintarse de amarillo.

En 1974, buscando que hubiera más touchdowns y menos goles de campo, la NFL movió los postes de gol de nuevo al final de la zona de anotación, en donde han permanecido hasta la actualidad.

¿Por qué el campo de juego del Fútbol Americano mide 100 yardas?

En las “Official Foot Ball Rules” (Reglas Oficiales del Foot Ball) publicadas en 1906, quedaron especificadas las medidas del campo de juego del Fútbol Americano, el cual tenía que ser un rectángulo de 330 pies de largo y 160 pies de ancho, y que debía estar señalado con líneas paralelas a las líneas de gol, en intervalos de 5 yardas.

Esos 330 pies equivalen a 110 yardas, que era la distancia a recorrer originalmente para conseguir una anotación (la cual -según ese libro de reglas- tenía un valor de 5 puntos).

En 1912, la medida del terreno de juego se ajustó a 100 yardas debido a que en muchos campos apenas si se tenía espacio suficiente para cumplir con las 110 originales.

La razón por la cual el campo originalmente medía 110 yardas no está clara, pero aparentemente tiene que ver con las medidas usadas en las canchas de rugby y soccer en Inglaterra, que rondaban esa longitud.

Los campos actuales miden en total 120 yardas, con 100 para el terreno de juego, y 10 en cada extremo para la zona de anotación. Sin embargo, la liga canadiense sigue conservando las 110 yardas originales en su superficie de juego, con un total de 150 yardas en sus campos.

Twitter @luismiguelgp