NO TODO ES FÚTBOL 01/11/20

Por Luis Miguel Guerrero

EL CAMPEONATO DE LOS DODGERS – Tuvieron que pasar 32 años y 8 días para que los Dodgers de Los Ángeles volvieran a ganar una Serie Mundial. El miércoles pasado, finalmente fuimos testigos de cómo esta tradicional franquicia venció a los Rays de Tampa, para conquistar el séptimo titulo de su historia.

Desde aquel tercer strike que Orel Hershiser le recetó a Tony Phillips para que los Esquivadores ganaran el Clásico de Otoño de 1988, transcurrieron exactamente 11,696 días, lapso en el que cayó la “Cortina de Hierro”, surgieron 33 nuevos países en el mundo, y hemos padecido 6 epidemias globales.

Pero no solo fue la excesiva cantidad de tiempo: en este periodo, las diversas directivas angelinas gastaron más de 3,900 millones de dólares, mismos que sirvieron solo para acumular fracasos.

De tal forma, en estas más de tres décadas vimos como la pésima planeación de los propietarios de la novena californiana terminó tirando el dinero con contrataciones como Darryl Strawberry, Delino DeShields, Manny Ramírez, Brian Wilson, y Yu Darvish, por mencionar solo a algunos.

Y si bien es cierto que durante este lapso también vimos desfilar por las filas angelinas a grandes peloteros como Erick Karros, Mike Piazza, Raúl Mondesi, Hideo Nomo, y Matt Kemp, estos no pudieron contribuir -a pesar de su calidad- a que los Esquivadores recuperaran su grandeza.

Pero en este 2020 finalmente las cosas cambiaron. A pesar de las críticas para el manager Dave Roberts, los propietarios, encabezados por Mark Walter y Magic Johnson, y los ejecutivos Stan Kasten y Andrew Friedman, decidieron darle continuidad a un proyecto que sumaba dos fracasos en la máxima instancia. Y finalmente -como dice la frase-, la tercera fue la vencida.

A pesar de su irregular bullpen, la buena conformación del equipo a la ofensiva, redondeada con la llegada de la estrella Mookie Betts, fue suficiente para que los Dodgers se convirtieran en la mejor escuadra de la campaña regular, y alcanzó para que, a pesar de haber estado contra la pared ante Atlanta en la Serie de Campeonato, pudieran conseguir ante los Rays el anhelado objetivo.

¿Podrán estos Dodgers mantenerse en los primeros planos en las temporadas venideras? Eso está por verse. Por lo pronto, queda demostrado que -aunque pasen 32 años- el dinero sí puede comprar campeonatos.

Twitter @luismiguelgp

Deja un comentario

Por favor, inicia sesión con uno de estos métodos para publicar tu comentario:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión /  Cambiar )

Google photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google. Cerrar sesión /  Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión /  Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión /  Cambiar )

Conectando a %s